Los accidentes laborales con bicicletas y patinetes se han duplicado en los últimos años

Los patinetes eléctricos llegaron en 2019 para ser una solución a la movilidad y para reducir la contaminación, los patinetes eléctricos han supuesto un cambio en los hábitos de desplazamiento y esto se ha traducido también en las estadísticas de accidentes de tráfico.

En 2019 las bicicletas y patinetes se convirtieron en el cuarto tipo de vehículo con más accidentes laborales de tráfico con baja, por delante de los accidentes con vehículos pesados (camiones, autobuses y autocares) y por detrás de los accidentes con automóviles, motocicletas y vehículos ligeros, según datos de  la Asociación de Mutuas de Accidentes de Trabajo.

“En 20202.203 personas en España sufrieron un accidente laboral con baja cuando se desplazaban en bicicleta o en patinete, una cifra que asciende a 2.666 solo en 2019, convirtiéndose en un año clave para este tipo de vehículos” .

 

Desde 2016 el número de accidentes de trabajo con baja con este tipo de vehículos se ha incrementado un 46% (variación de 2020 con respecto al 2016): sumando un total de 9.881 accidentes con baja. “Un incremento que se aprecia sobre todo en 2019 respecto al ejercicio anterior, con un 45,8% más de accidentes laborales con baja”, apunta Cebrián.

Otro de los datos relevantes que nos ofrecen las estadísticas de AMAT es que el 90,8% de los accidentes laborales de tráfico con estos vehículos se producen in itinere, es decir, al ir o volver del trabajo. 

 

¿Qué debes saber sobre los patinetes eléctricos?

Los vehículos de movilidad personal como los patinetes eléctricos están definidos formalmente como vehículos, por lo que están obligados a cumplir con las normas de circulación.

No pueden circular por travesías, vías interurbanas, autopistas y autovías que transcurran por dentro de poblaciones. Tampoco por túneles urbanos, aceras y zonas peatonales. Son para uso personal, no pueden superar los 25 km/h y no está permitido añadir cualquier tipo de elemento para sentarse si no están dotados del mismo.

 

Recomendaciones de seguridad

  • Cumplir las normas establecidas en la legislación de tráfico y seguridad vial.
  • Usar protecciones como rodilleras, coderas, guantes y en especial casco de seguridad, además de chaleco reflectante.
  • El casco debe estar homologado con el marcado CE. Debe ser tamaño adecuado al usuario y la correa debe llevarse abrochada y ajustada debajo de la barbilla.
  • Circular a una velocidad adecuada teniendo en cuenta las condiciones de la vía y al resto de usuarios de la misma. No emplear auriculares ni el móvil durante su uso.
  • Usar zapatos resistentes y con suela no resbaladiza. Intentar circular sobre pavimento plano y liso. La suciedad, arena, grava y pavimento mojado deben evitarse.
  • Vigilar la presión de los neumáticos y su superficie para controlar su degaste.
  • Revisar periódicamente el funcionamiento de ruedas, frenos, batería, suspensión, dirección, trasmisión, etc… en función del equipo que se use.
  • Si empleas modelos plegables, cuando lo pliegues y lo despliegues asegúrate de que los puntos de ajuste quedan bien enclavados.
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp